Cuando los años no se van

Feliz-2014

Coloquialmente, se suele decir eso de que ‘un año más se va’. Nos ponemos de tiros largos para despedir el año, prepararnos para el siguiente y repetir el mismo ritual 365 días después. Hace días que vengo dándole vueltas a la idea de que los años nunca terminan ni se agotan, sino que se quedan en nosotros. El ‘un año más se va’ está del todo alejado de la metamorfosis que en realidad sucede, cuando ese cúmulo de 52 semanas traspasa la piel y se instala en lo que somos, olemos, sentimos y respiramos.

Los años nunca se van; somos nosotros los que nos alejamos del cómo éramos el pasado 1 de enero. Nos alejamos porque crecemos, porque cambiamos, y porque todas esas experiencias nos ayudan a avanzar y a evolucionar internamente. El día 31 siempre lo he sentido muy especial y diferente a los otros 364. Solía pensar que era por la añoranza de despedir al viejo año pero ahora entiendo que quizás esa sensación sea el proceso de asimilación de que, efectivamente, todo lo que el año me ha reportado ya forma parte de mi. Y tomar conciencia de ese cambio, de ese nuevo yo, requiere un proceso de adaptación y sobre todo, de aceptación.

¿Me gusta cómo soy ahora? ¿Ha sido un buen año? ¿Soy más o menos feliz que el anterior? ¿Estoy deseando que se acabe o siento tristeza? ¿Soy mejor persona? ¿Qué he aprendido? ¿He cumplido mis sueños?

Para mi este 2013 ha sido muy especial. Aquí y ahora, sentada en la terraza de la cabaña en la que vivo en Varkala, India, me doy cuenta de que todavía me estoy adaptando a todos esos cambios y experiencias que el 2013 me ha reportado, y que ahora ya conforman parte de mi. Se están fusionando con la persona que ya era y muchos de ellos están jugando al tetris para ver de qué manera pueden encajar, asentarse en mi, y trabajar en conjunto para comenzar el 2014.

Así que no voy a pensar eso de que un año más se va porque no es lo que sucede. Los años pasan, se quedan, se asientan y se fusionan en nosotros con lo que ya existe, con lo que ya es. Voy a pensar en cómo me sienta todo lo aprendido y si soy capaz de lucirlo, digerirlo, integrarlo y finalmente aceptarlo como parte de mi yo evolucionado. Como alguien que se hace un tatuaje y tiene que acostumbrase a que ese dibujo va a estar allí siempre porque ya forma parte de su anatomía.

Espero que el 2013 haya sido un año enriquecedor en lo emocional. Deseo que esa transformación y ese proceso de acople de nuevas experiencias te lleve a una mejor versión de ti mismo/a. Deseo que el 2014 te traiga nuevas oportunidades para que alcances aquello que anhelas y por lo que estás trabajando. Deseo que tu desarrollo personal sea tu horizonte, y tu sonrisa el timón que dirija ese proceso.

Gracias 2013. Bienvenido 2014.

Estos son los deseos que algunos de los seguidores han mandado. Donde se pone la intención, acude la energía, así que os deseo todo lo mejor y que se cumplan vuestros deseos.

  • Un hijo
  • Felicidad para todos
  • Ser feliz con los que están a mi lado
  • Salud
Anuncios

2 pensamientos en “Cuando los años no se van

  1. José Antonio Ibáñez

    ¡Feliz año, Patricia! Precisamente sobre el tema de este post, pero desde otro punto de vista, te comento lo siguiente:

    Tienes razón en que todo lo que nos pasa queda en nosotros de una u otra manera, lo malo y lo malo, y eso va construyéndonos como personas. Pero a mí me gusta imaginar que todos los años que pasan van a un cementerio, y allí podemos ir a visitarlos, como hacemos con nuestros seres queridos cuando mueren, y dejarles unas flores, o hacerles algún reproche. Es otro punto de vista, pero creo que en el fondo, es la misma idea. Que 2014 nos llene a todos de vida, y sepamos cumplir y realizar nuestras metas y deseos.

    Responder
    1. Pat Autor de la entrada

      Hola José Antonio! feliz año!
      Me gusta esa idea de ir a poner flores o a echar algún reproche a nuestras experiencias pasadas. Algo que podemos visitar, y a las que podemos llorar, añorar o dar compañía. Gracias por aportar otro punto de vista. Un abrazo!

      Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s